CASA DE LA MEMORIA NO SINDICA DE VIOLADORES A DOCENTES DE LA USCO

Actualidad Política / Judicial

El acoso sexual y la violación a mujeres, son dos conceptos muy diferentes que no deben confundirse, menos cuando  en La Justicia Colombiana, existe normatividad para el caso de denuncia por parte de una víctima.

En ese sentido se pronunció La Casa de La Memoria del Huila, luego de conocer el contenido de una columna de opinión publicada en El Diario del Huila, uno de los periódicos regionales.

El pronunciamiento de la Casa de la Memoria, no está dirigido al Periódico como tal, sino directamente al responsable de la columna de opinión, quien la toma como fuente de información, para revelar la existencia de consuetudinarios violadores, tanto de Docentes de la Universidad SURCOLOMBIANA como de Diputados del Huila.

Desde luego que la publicación, también sorprendió a Los Periodistas que laboran en distintos Medios de Comunicación  de la región, oficinas de comunicación oficiales y privadas, Gremios periodísticos y Comunicadores Sociales independientes.

CASA DE LA MEMORIA NO SINDICA DE VIOLADORES A DOCENTES DE LA USCO- www.tvnoticias.com (1)

La sindicación de violadores a Docentes como a Diputados, no fue una noticia, sino el pensamiento subjetivo y propio de un columnista, característica de este tipo de publicaciones, pero  no dejó de sorprender, al  comprometer a La Casa de La Memoria, de ser amplia conocedora de casos específicos y concretos, situación que desvirtúa el pronunciamiento.

EL PRONUNCIAMIENTO

EL pasado 24 de enero del 2018 una de nuestras compañeras de la Corporación Casa de la Memoria se entrevistó con el señor Edgar Artunduaga para dar su opinión frente al fenómeno que ha generado la campaña #MeToo y la columna de Claudia Morales sobre el acoso sexual en Colombia. Entendiendo que éste es un fenómeno que ha sido naturalizado, y que gracias a las mujeres que han venido alzando la voz, la sociedad ha entendido que este es un flagelo histórico sufrido por las mujeres y que debe ser erradicado.

Con un momento histórico como el que estamos viviendo donde deben hacerse visibles los casos de acoso sexual, nuestra compañera accedió a dar sus apreciaciones frente al fenómeno que se vive en el departamento del Huila. La desafortunada sorpresa al leer el artículo que sale publicado el día 25 de enero de 2018 bajo el titular “PROFESORES UNIVERSITARIOS Y DIPUTADOS ACOSADORES” en las que reiteradamente el señor Artunduaga menciona a la Corporación Casa de la Memoria como su fuente de información, queremos aclarar:

  1. En ningún momento de la entrevista se afirmó que un fisioterapeuta de la Universidad Surcolombiana violara a 12 mujeres. Una cosa es el acoso y otra muy distinta una violación. Tenemos claro que el acoso (según la ley 1257 en su artículo 210) es “el que en beneficio suyo o de un tercero y valiéndose de su superioridad manifiesta  relaciones de autoridad o de poder, edad, sexo, posición laboral, social, familiar o económica, acose, persiga, hostigue o asedie física o verbalmente, con fines sexuales no consentidos, a otra persona” y otra muy distinta de lo que se entiende como acceso carnal violento o violación. La única situación que se referenció frente a un fisioterapeuta de la Universidad por el testimonio de una mujer que lo sufrió pero no lo denunció. Reiteramos que en ningún momento de la entrevista se habló de violación, mucho menos de doce casos y menos que la Corporación le ha estado haciendo seguimiento y “no ha logrado judicializarlo” porque no estamos llevando a cabo este proceso.
  2. Tampoco es cierto que la Corporación referenciara que en la Asamblea del Huila, los diputados “se convirtieron en violadores consuetudinarios”. En la entrevista nuestra compañera mencionó que el acoso sexual se presenta en escenarios de poder como, entre ellos, las Asambleas y se mencionó a manera de anécdota el testimonio de una mujer que acusaba a un diputado (de periodos anteriores) de sufrir de acoso, pero se aclaró que no se contaba con denuncia. En ningún momento acusamos de violación a ningún diputado, al contrario, reconocemos en esta corporación a aliad@s que han apoyado las causas de las mujeres como sacar adelante la política pública departamental de mujeres del Huila.
  3. No es cierto que en la entrevista la compañera expresara “profesores que por décadas han venido violando las alumnas”. Esta cita en referencia a los docentes de la universidad SURCOLOMBIANA nuevamente confunde acoso con violación, poniendo en tela de juicio el buen nombre de decenas de profesores (muchos nuestros en calidad de egresados/as) por los que sólo tenemos aprecio. Nuestra referencia sí estaba llamando la atención frente al silencio que se ha guardado sobre situaciones de acoso que muchas compañeras organizadas pertenecientes a  la Universidad SURCOLOMBIANA han denunciado. Hacíamos énfasis en la página de Facebook Justo en la Venada donde públicamente se puede corroborar las publicaciones en las que muchas mujeres, entre ellas compañeras del movimiento de mujeres, que han sido acosadas en esta red social.
  4. Cómo organización que hizo parte de la construcción de la política pública para las mujeres huilenses en 2014, impulsora de la Campaña permanente Mujeres sin violencias, realizadora del primer diagnóstico sobre violencias contra las mujeres en el Huila, entre otros, tenemos casos documentados así como acceso a informes que dan razón del acoso sexual como una realidad permanente, pero en ningún momento se señaló con nombres propios a personas ni a instituciones. Nuestro trabajo es público y puede ser consultado en nuestra página, redes sociales y en las mismas instalaciones.

Nuestra organización ha estado comprometida con defender los derechos de las mujeres y luchar por una vida sin violencias contra ellas. Abrazamos campañas como el #MeToo y otras que visibilizan este flagelo, pero somos conscientes y en eso se ha caracterizado nuestro trabajo, en ser responsables con la información y con temas tan complejos y delicados como el acoso sexual, menos aún, señalar públicamente y sin pruebas y autorización de las víctimas, hechos puntuales sobre alguna persona. Aclaramos que como Corporación condenamos el acoso sexual, y somos testigo del miedo que padecen las víctimas y de la inoperancia del Estado; sin embargo, no por eso nos atrevemos a hacer señalamientos sin material probatorio.

CASA DE LA MEMORIA NO SINDICA DE VIOLADORES A DOCENTES DE LA USCO - www.tvnoticias.com.co

Por lo anterior, exigimos al señor EDGAR ARTUNDUAGA que RECTIFIQUE PÚBLICAMENTE ESTA COLUMNA DE OPINIÓN, (la cual no está exenta del obligatorio cumplimiento de las exigencias señaladas por el Artículo 20 de la Constitución Nacional) y no escude sus aseveraciones en la voz de nuestra organización que con tanto esfuerzo trabaja desde una orilla responsable.

CORPORACIÓN CASA DE LA MEMORIA, QUIPU HUASI, EN NEIVA A LOS 25 DÍAS DE ENERO DE 2018.

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

catorce + quince =