DESLEAL Y DILATORIO

Actualidad Columnista

Por Aníbal Charry González

Con el proceso que se le adelanta en su contra que no ha sido posible fallar desde que se presentó la demanda contra su espuria reelección  en febrero de 2013 producto de las  marrullerías procesales del procurador Ordóñez, como atinadamente lo denominó la magistrada del Consejo de Estado Rocío Araújo, agregando que la nueva recusación que éste propuso contra los consejeros Alberto Yepes y Stella Conto, constituía un acto contrario a la administración de justicia, a la lealtad y la buena fe. Y yo le agregaría que indigno del cargo de procurador y desleal con la sociedad que en mala hora representa y con la misma justicia, la Constitución y la ley,  que paradójicamente le corresponde vigilar y hacer cumplir.

En suma, un auténtico taimado de mala fe que para desgracia de los colombianos funge como máxima cabeza del Ministerio Público, dando pésimo ejemplo como abogado de irrespeto a la administración de justicia en este país líder mundial en abogados de serie formados como timadores procesales en facultades de derecho convertidas en empresas mercantiles, donde lo que importa es el ánimo de lucro y muy poco la moral y la ética en el ejercicio del derecho, y cualquier pícaro puede graduarse como abogado para irrespetar a la justicia como ahora mismo lo hace el inquisidor Ordóñez, y por supuesto hontanar de la gran crisis que padecemos en el campo de la justicia y en la operación del derecho en detrimento grave de nuestra sociedad tiranizada por el abuso de poder y la corrupción.

Ha procedido en buena hora ajustada a nuestra legislación procesal la consejera Araújo al compulsar copias  para que investigue y sancione disciplinariamente al espurio, desleal y de mala fe procurador por tratar de impedir que en su caso se administre justicia, para lo cual tiene competencia la corajuda magistrada contrario a lo que sostiene el marrullero procesado, -que ha calificado de exótica la decisión-, de acuerdo a los deberes y poderes del juzgador para sancionar los actos contrarios a la dignidad de la justicia, como la tienen todos los jueces que lamentablemente no la utilizan para impedir los actos de trapacería procesal  a los cuales acuden las legiones de abogados como Ordóñez para impedir el buen funcionamiento de la justicia.

Es más: debió compulsarse también copias a la Corte Suprema de Justicia para que investigara al  inquisidor por la defraudación que pretende hacerle a la justicia al tratar de impedir que se haga justicia en un asunto que ha violado palmariamente la misma Constitución,  pues si finalmente logra su cometido de terminar su  periodo antes de que se dicte la sentencia que anula su tramposa reelección, sería una de las mayores vergüenzas para nuestra descaecida justicia.

Escolio. Y hablando de vergüenzas, no podía ser más vergonzoso el plagio que ha hecho el alcalde Rodrigo Lara Sánchez del discurso de apertura del Festival del Bambuco que hiciera el entonces alcalde Pedro Suárez en el año 2012, demostrativo de su incompetencia y de la medianía de sus colaboradores de los cuales estaba advertido.

Likes(0)Dislikes(0)

Comments

1 thought on “DESLEAL Y DILATORIO

  1. I simply want to say I'm very new to blogs and actually loved your web page. Almost certainly I’m likely to bookmark your blog . You amazingly have great article content. Bless you for revealing your webpage.

    Likes(0)Dislikes(0)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *